Las Aplicaciones Cósmicas

El Propósito
El “Propósito Principal de la Evolución” fue “modelar” un conjunto de Siete Aplicaciones Cósmicas, —léase Siete Superuniversos—, con la masa diferencial Superuniversal. El esquema para la modelación de las Aplicaciones Cósmicas fue dividido en siete segmentos dentro del “Universo Burbuja” denominados: “Propósitos Principales de la Evolución”.

Dentro de “Multiuniverso Burbuja” existía la enorme nebulosa formada por “polvo cósmico”, un “campo” magnético condensado y sutil de energía condensada. Un Estado de la materia que quedo durante las condiciones de alta energías justo después del Big Bang. Porciones de plasma y cúmulos quedaron firmemente encerrados dentro del “brazo de gravedad” del “Multiuniverso Burbuja”. El plasma no era un líquido de viscosidad baja, era un vasto campo de materia oscura que revoloteaba en el espacio de la “Gran Burbuja”, energías que surgieron a partir del movimiento de las partículas cargadas de la “casi” infinita materia oscura, amorfa e intangible que quedó de la “Gran Explosión”, un campo de gas caliente, cúmulos dispersos y fotones en el espacio cósmico.

Este fue el período inicial de formación de la masa diferencial con velocidad variable, originada por la gran cantidad de materia amorfa de la nebulosa. De ese modo, la gravedad y otras influencias cósmicas llegaron al punto de comenzar la labor de conversión de gases del espacio, de materia amorfa a materia organizada. La materia presente en la nebulosa, con su masa máxima alcanzó su apogeo, durante un período de movilizaciones de la energía condensada formada por el plasma que inundaba el espacio cósmico. Era una gigantesca “nube” circular de gas, cuya forma se asemejaba un esferoide aplanado de energía no tangible.

El Objetivo
La Primera Fuente y Centro Universal no se han revelado y la totalidad de la expresión de los Ciclos Evolutivos, no se han manifestado. El objetivo de la Creación fue crear siete propósitos para desarrollar y establecer siete Aplicaciones Cósmicas por factores o ciclos Evolutivos, para elevar el Universo una octava más en el próximo Big Bang.

Una parte del potencial de los Siete Propósitos no han sido revelados y no se tiene idea de lo grande que son los objetivos de la evolución, pero no es fue EPCA el Creador los Siete Propósitos, no creó personalmente las Aplicaciones, pero sí las controla en muchas de sus relaciones universales, y en cierta medida, aporta las energías físicas, intelectuales y espirituales, en la cuales está siempre presente.
El “Multiuniverso Burbuja” es obra de la Energía Pensante Conceptual Absoluta, definida con el término de: EPCA, es lo que se conoce como la Fuente Creadora, como la Primera Fuente y Centro Universal. El “Multiuniverso Burbuja” es la Sede Central de donde controla a cado uno de los Superuniversos, y donde cada uno tienen su función específica, su sede central de gobierno y su naturaleza particular para desarrollar los Ciclos Evolutivos que sirven de morada a diversas vidas.

Los Ciclos Evolutivos han existido desde cerca de la eternidad, funcionan así hasta llegar al término de la formación de todos los sistemas creados, con sus constelaciones, galaxias, estrellas, sistemas solares rodeados de planetas, cúmulos, satélites y un indefinido y pequeño rebaño de materia. Cada uno ofrece su expresión en cada uno de los ciclos, pero aún existen límites para los próximos y la revelación experiencial del Propósito Divino sigue su curso.
En la Creación no existen Aplicaciones con doble tiempo ni creadas pentadimensionales, cada esfera tiene su campo de energía sutil condensada, tienen que ser coherentes y equilibradas, y no llegan a tocarse o a interceptarse unas con otras, porque existe la “nada”, un campo sutil en otra densidad, es decir, con otra vibración. El esfuerzo para crear los siete propósitos, siguió la línea de poder o voluntad del Creador.
Cuatro Ciclos Evolutivos propuestos para las Aplicaciones están en desarrollo, lo cual dista, —del lat. Distāre—, mucho de estar terminada la Creación.

El Proceso
Los Siete Superuniversos fueron nacidos de la nebulosa gaseosa que pudo haberse formado en la “Gran Exploción” y operar en expresión plena. Una “energía oscura empujó” la nebulosa, estirando el espacio y creando la formación de una estructuras de cúmulos gaseosos dentro de una gigantesca “burbuja”. Todo el material legado de la nebulosa quedó “atrapado” dentro de los confines de la gigantesca “burbuja”, una gran elipse alargada que vibra en forma ordenada y de creciente síntesis, que gira en magnitud majestuosa alrededor del Gran Sol Central, la “Morada Celestial”.

Cuando la masa de energía condensada y exteriorizada alcanzó cierto grado de materialización, aparecieron en escena los Hijos Creadores. En un momento determinado, EPCA delega en los Migueles Hacedores, en los Directores de Poder, los Controladores de Energía, los Portadores de Vida y Espíritus Creativos, la Creación de las Siete Aplicaciones Cósmicas.

Los Hijos Creadores y los Portadores de Vida ejecutan la voluntad de EPCA. En tiempo y espacio, los Migueles conjuntamente con los Directores del Poder, los Controladores Físicos y los Portadores de Vida, utilizando las energías de una “casi” infinita energía oscura, —”polvo cósmico”—, se dan a la tarea de modelar las siete aplicaciones con la energía “Energias Etericas Precipitadas” emanadas del Sol Central y la “Gran Nebulosa” condensada.

Las “precipitaciones” eran variables en el contenido de la sustancia y partículas cargadas, y también en el poder y potencial de cada Aplicación. Desde ese momento en adelante, las cualidades inherentes de las energías condensadas, aseguran el potencial para los Siete Ciclos en evolución progresiva. Habiendóse dispuesto las condiciones de energía y espacio para la acción, penetran en distintas esferas de actividad. La creación de los Siete Superuniversos fue un movimiento constante sobre la vasta extensión cósmica de miles de millones de años luz.

El Resultado
Los “Hijos Creadores” modelaron directamente con las partículas cargadas y condensadas en forma de energias “Precipitadas”, las cuales fueron exteriorizada, —si así puede decirse—, para la solidificación de la materia objetiva y crear y modelar las gigantescas estructuras, que surgieron espontáneamente de la nebulosa en la “Gran Explosión” como partículas cargadas en movimiento. Cada uno de los siete “Hijos Creadores” personifica la energía, la voluntad, el amor y el propósito, a los cuales se les conoce como creadores de Superuniversos. Fueron los creadores, diseñadores, constructores y administradores de las unidades básicas de las Siete Aplicaciones.

Los “Hijos Creadores” modelaron directamente con las partículas cargadas y condensadas en forma de energias “Precipitadas”, las cuales fueron exteriorizada, —si así puede decirse—, para la solidificación de la materia objetiva y crear y modelar las gigantescas estructuras surgidas espontáneamente en la “Gran Explosión” como partículas cargadas en movimiento. La elipse del “Multiuniverso Burbuja” continúa girando y tras haber alcanzado su diámetro máximo, sigue girando cada vez más rápidamente en la medida que se condensa y se contrae.

Mediante la acción continua se produjo el desarrollo de las Aplicaciones Cósmicas, dando por resultado la Creación de los Siete Superuniversos. También se producen Siete sistema solares en cada una de las Superuniversos, incluyendo en cada uno, el esquema para integrar ciclos evolutivos organizados, cuyas energías circulan constantemente con sus cualidades emergentes, equilibradas y expresadas en cada uno los Superuniversos y sus sistemas solares.

Los Siete Superuniversos con sus Sistemas Solares, son interdependientes con cualidades, fuerzas y energías que se hallan en constante flujo y mutación. Las cualidades, fuerzas y energías, fluyen a través de “precipitaciones”, las cuales tienen un séptuple efecto sobre los Reinos de la Naturaleza. Todas fluyen por medio de la respiración rítmica, y grandes pulsaciones desde el Sol Central para compenetrar todas las formas dentro de los Reinos, vinculando así una forma con otra.

El Secreto
La “Sustancia Eterica” de la nebulosa condensada fue convertida en material sólido “Precipitado” desde los planos subjetivos, organizados en variadas formas cósmicas, estelares, solares y planetarias. Estas formas fueron dotadas su vez de los elementos sustentadores, de los cuales extraerán las sustancias en los Siete Reinos de la Naturaleza que conforman los siete segmentos de Ciclos Evolutivos en las Aplicaciones Cósmicas.

La Creación ha adoptado diversas proporciones físicas conjuntamente con los rebaños de materiales cósmicos circundantes, y con el transcurrir de la Eras cada uno hallará su expresión al final del Séptimo Ciclo Evolutivo. Esotéricamente se puede decir que: “Los Migueles se doblegaron ante el Propósito Divino y con voluntad y unidad ordenaron el Plan de la Creación”. De ese modo surgen las Siete Aplicaciones Cósmicas, las cuales son organizadas y administradas por los Migueles y el cuerpo de Hijos Creadores.

Estructuras de las Aplicaciones
Del esquema propuesto surgieron Siete Aplicaciones con sus estructuras y dimensiones, es decir ancho, largo. Las Siete Aplicaciones Cósmicas forman parte de una procesión ordenada, bien comprendida y perfectamente controlada dentro del gigantesco “Multiuniverso Burbuja”. El conjunto fue diseñado, modelado y desarrollado con elementos cósmicos, ordenado como un nuevo y coherente sistema físico con sus mundos para habitar. Los Siete Migueles o Hijos Creadores son personificaciones de la voluntad, de la energía y de la “Fuerza Magnética Precipitada” que afluyen a través de Ellos. A los Migueles se les permitió seleccionar desde sus respectivos dominios en tiempo y espacio, la ubicación espacial para cada una de las Aplicaciones y establecerse como autoridades supremas. Los Migueles son los gobernantes y administradores de cada uno de los Superuniversos en esta Creación.

La presencia de los Migueles se hizo sentir poderosamente sobre las Aplicaciones, y mediante su actividad dotan a las estructuras con ese atributo evolutivo interno que, oportunamente impulsará a ponerse de acuerdo con el propósito divino. Simultáneamente comenzaron las obras arquitectónicas destinadas a la sede de las Aplicaciones, todas aproximadamente con el mismo potencial energético y en dimensiones. De ese modo, el proceso creador se presenta ante nuestra incipiente conciencia en su admirable belleza, secuencia y desenvolvimiento, y nos deja atónitos y maravillados con la facilidad con que crean los Migueles con las “Energias Etericas Precipitadas”, y donde cada uno da cabida a planos espirituales y físicos para contener las miríadas de sistemas planetarios, morada de diversas vidas, —con capacidades y poderes en cada uno de los sistemas solares—, los cuales penetran en distintas esferas de actividad de los Soles, estrellas, y planetas, y donde pueden habitar muchos tipos diferentes de seres inteligentes que podrán conocer a EPCA y recibir el Don Divino.

Las Siete Aplicaciones se cumplieron de acuerdo al Plan, voluntad y control inherente de EPCA en asociación creativa con los Hijos Creadores, los cuales fueron determinantes en las actividades a cumplir. Mediante la actividad unida se produjo la Séptima Aplicación Cósmica, —es decir nuestro Universo manifestado y nuestro Sistema Solar organizado—, el cual fue planificado para contener Siete Reinos de la Naturaleza definidos como Ciclos Evolutivos, de los cuales, cuatro están en pleno desarrollo y tres se terminarán de desarrollar antes de la llegada del Big Crunch.

Los Siete Ciclos Evolutivos se puede “trillar” con razonamiento conceptual y se pueden definir como:
1.- El Reino Mineral: Primer Reino de la Naturaleza
2.- El Reino Vegetal: Segundo Reino de la Naturaleza
3.- El Reino Anima: Tercer Reino de la Naturaleza
4.- El Reino Humano: Cuarto Reino de la Naturaleza
5.- El Reino Super Humano: Quinto Reino de la Naturaleza
6.- El Reino de las Almas: Sexto Reino de la Naturaleza
7.- El Reino Egoico: Septimo Reino de la Naturaleza

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s